Ir a portada

                                                                 Punta del neofascismo global: Ucrania
- Una opinión personal

Por qué Ucrania.     Introducción

Toda la historia de Ucrania es fundamental para entender el mundo de hoy. Pero en lo referente al proceso actual, mi interés especial comenzó con los sucesos de Maidan desde fines de 2013. 

La forma no determina el contenido. Aunque después se fue generalizando, fue allí que en esta época apareció el fenómeno de protesta callejera masiva copiando los métodos tradicionales de la izquierda contestataria, pero con un neto contenido de derecha. Al punto de llevar a la confusión a una parte de la izquierda, que sigue hasta hoy. (Ver por ejemplo la muy ambigua posición de Catherine Samary, una muy respetable figura del trotskismo francés).

Ucrania fue el primer lugar en que la actual ola de neofascismo llegó al poder. Y al mismo tiempo en el Este comenzó una revolución obrera por abajo, con un camino muy tortuoso, y entre ambos contendientes una guerra civil prolongada. 

El objetivo de este trabajo es mostrar la lucha de clases que hay allí e intentar una perspectiva.

"Es decir, la lucha de clases no como se describe en los libros aprendidos y en el mejor cine de vanguardia, sino tal como ocurre en la vida real y  tal como llega a ser un hecho de la política práctica." 

Desde el principio he prestado atención al aporte de los marxistas internacionalistas rusos, eso se refleja fuertemente en este texto. En particular la página Rabkor (Corresponsal Obrero), incluyendo no sólo análisis sino testimonios directos de militantes. Conocí a su director Boris Kagarlitsky (si no se indica otra cosa las citas entrecomilladas comenzando por la de arriba, son suyas, las referencias están al pie) en 1995 en un encuentro marxista en París. Tambien conocido como el "siempre disidente", preso bajo Brezhnev (ucraniano) y bajo Yeltsin, y estrictamente vigilado bajo Putin, lo invitamos a Montevideo. La visita incluyó un tablado y la Falta. Al menos uno de los chistes lo entendió y lo hizo reír. "Uruguay es un país de pocas oportunidades y muchos oportunistas".

I. "Los relatos de los años pasados"

Ucrania es la madre de Rusia, y a su vez su hija rebelde. El Rus de Kiev se forma en el siglo IX por las incursiones de los varegos, viajeros del mar, vikingos de los que habla un documento de leyenda del que tomamos el título, que atravesaron el continente europeo hasta el Mar Negro abriendo una ruta comercial continental hacia Oriente. Luego, por razones económicas y geográficas, el centro principal de esa civilización pasó a Moscú. En el Siglo XI la relación se invirtió, Ucrania pasó a ser la hija mimada de Rusia.

Y la Ucrania moderna, aún con todas las enormes contradicciones, es hija de la URSS, hija fecunda y rebelde de muchas maneras, parte de su revolución fundadora y víctima de su contrarrevolución. Y también en su historia hubo siempre una raíz reaccionaria, fascista, vinculada al imperialismo alemán en ambas guerras mundiales. Una cosa ha alimentado  la otra.

Es la planificación económica soviética lo que crea, aun con todas sus formas opresivas, el desarrollo integrado de la Ucrania moderna. La parte occidental de tierras de gran fertilidad pero muy atrasada y botín de todas las guerras, donde además del trigo crecen los nazis y el tráfico de mujeres. Y la parte oriental, centro de minería e industria, con la tecnología de punta en cada caso incluso hasta Chernóbil. Tierra de los "fuertes cosacos", campamentos de piratas,  esclavos fugados, bandoleros, aventureros de todo tipo; lo sigue siendo. Tierra de Majno, de la escalinata de Odessa. Hoy es la Ucrania obrera que lucha por sobrevivir.

"Los elementos en los que hoy en día Ucrania se ensambla (no sólo los  elementos territoriales, sino también los económicos, sociales y culturales), se reunieron en el curso de la revolución rusa, y durante el proceso de construcción, defensa y desarrollo de la Unión Soviética".

Fue por razones prácticas, abastecimiento, logística, infraestructura, que el gobierno soviético de Nikita Kruschev decidió integrar a Ucrania la península de Crimea, que era parte de Rusia desde el Siglo XVIII.

Ya Stalin, acusando a los tártaros de Crimea de colaboración con los alemanes (algo que ocurrió también y con mucha fuerza en el oeste Ucrania) había llevado adelante la expulsión masiva de éstos hacia Turquía y Asia Central, completando lo que comenzaron Catalina y los distintos Nicolás y Alejandro. Hoy los étnicamente tártaros, descendientes de los que en un tiempo fueron la interfase con el Imperio Otomano, son en Crimea un 12%.

En esta península que separa el Mar de Azov del Mar Negro está también la base naval rusa de Sebastopol de gran importancia estratégica. Una base naval permanente tiene sus lógicas consecuencias. Niños significa escuelas, escuela significa que cuál idioma. Y con eso cuál literatura, cuál historia, cuál cultura.

Pero eso ha sido una realidad en toda Ucrania. Los "nacionalistas" ucranianos de ultraderecha que quieren eliminar de allí la lengua rusa, suprimirían a Nikolai Gogol, entre otros. Y digo nacionalistas entre comillas, porque su programa político no es crear una nación sino destruir una nación, crear una colonia.

"En 1950, la república ya había superado plenamente los niveles de industria y producción que tenía antes de la guerra. Durante el plan quinquenal de 1946-1950, casi el 20% del presupuesto de la Unión Soviética fue invertido en Ucrania, un aumento del 5% del plan original. Como resultado, la fuerza de trabajo ucraniana aumentó un 33,2% de 1940 a 1955, mientras que la producción industrial creció 2,2 veces en ese mismo período. La Ucrania soviética pronto se convirtió en líder europeo en la producción industrial.También se convirtió en un importante centro de la industria armamentística y de investigación de alta tecnología. Un papel tan importante como este dio como resultado una gran influencia de la élite local. Además, muchos líderes soviéticos eran originarios de Ucrania, más notablemente Leonid Brézhnev, quien más tarde derrocaría a Jrushchov y se convertiría en el líder soviético desde 1964 a 1982, así como muchos deportistas, científicos y artistas prominentes". Wikipedia 

La desintegración de la URSS trajo un proceso de desarrollo oligárquico, como en todo el "socialismo real". Como una consecuencia tanto de la explotación social del viejo régimen estatista burocrático como de su descomposición y reciclaje capitalista, la vieja burocracia y kleptocracia devino en una plutocracia, con su serie de gobiernos corruptos que se fueron inclinando hacia la Unión Europea, sobre todo a partir de la llamada Revolución Naranja de 2004-2005. El gobierno de Yanukóvich de 2010 que fue depuesto por la rebelión de 2014, no era la excepción. Tan solo que se dio vuelta cuando Putin le ofreció condiciones más favorables en la Unión Económica Euroasíatica que se estaba implementando.

II. Maidan. El gobierno fascista de Kiev. 

El régimen plutocrático surgido a partir de la separación de la URSS intentó un crecimiento capitalista dependiente de Europa, pero el impacto de la depresión mundial del 2008, sin haber llegado a una base mínima de desarrollo propio, lo precipitó al descalabro.

"Los recursos del sudeste fueron utilizados por los oligarcas de manera puramente parasitaria. La industria del sudeste era como una vaca lechera que nadie alimentaba. Mientras tanto, la redistribución de los recursos no trajo tampoco prosperidad a las regiones occidentales. Sólo dio lo suficiente como para dejarlos sobrevivir, pero no como para permitir su desarrollo. Las regiones occidentales seguían siendo deficitarias, y su población se fue volviendo cada vez más desclasada (fueron precisamente estos jóvenes desclasados [lumpenizados, ya no son ni obreros ni campesinos] los que proporcionan la base para el sector de ultraderecha)."

Para muchos la opción era emigrar a Europa. El tratado de Ucrania con la Unión Europea que Yanukóvich suspendió era la esperanza de una ciudadanía europea. Así comenzaron las protestas a fines de 2013. El gobierno contestó de la única manera que conocía, la represión policial. Fue apagar el incendio con nafta.

Está probada la acción del Departamento de Estado de EEUU. Pero la columna vertebral fue la ultraderecha autóctona. Hubo de todo, también grupos de izquierda de distintas corrientes que trataron de orientar el movimiento. Pero fueron desbordados por los grupos neo nazis que ocuparon varios edificios públicos, recurrieron al secuestro y a francotiradores. Los disturbios dejaron 100 muertos, otros 100 desaparecidos y 15 000 heridos.

"Las acciones de las 'multitudes Euromaidan' claramente superaron las normas de 'fuerza aceptable' compatibles con una sociedad moderna. En los últimos tiempos hemos visto numerosas revueltas y manifestaciones masivas en varias partes del mundo, pero antes de Euromaidan a nadie se la había ocurrido lanzar cócteles molotov directamente a la gente. Los anarquistas europeos han quemado los vehículos blindados de la policía y han lanzado cócteles molotov contra edificios vacíos, bancos cerrados y edificios de oficina, sabiamente abandonados por su personal. Pero nadie había intentado prender fuego a la policía de pie en un cordón, o a un edificio con gente dentro. No paso ni durante la Primavera Árabe en Túnez o Egipto".

Yanukóvich terminó huyendo, y se supo de su baño con grifería de oro, etc.

En junio 2014 el millonario Poroshenko, "Rey del Chocolate" pero también industria automotriz, astilleros, etc, y largamente involucrado en la corrupción, llega a la presidencia por elecciones e inicia un período de completa dependencia con la Unión Europea. Gran parte de las tierras fértiles de Ucrania han sido compradas por Monsanto. La deuda externa crece desorbitadamente y el FMI la ha tolerado por razones políticas, pero está llegando a los límites de lo posible. En 2015 la devaluación del hryvnia (moneda ucraniana) llegó al 200%, y esto le ha dado un respiro temporal por el abaratamiento de sus exportaciones.

Pero ese respiro se agota. Las condiciones de los nuevos préstamos del FMI y la UE impondrían un aumento de servicios eléctricos y otros, y esto podría desencadenar las protestas (tenemos fresco el caso de Haití) y pronto habrá elecciones. Tampoco puede el FMI tener demasiadas concesiones con Ucrania, que las ha tenido, sin que esto fomente incumplimientos en la larga lista de deudores.

En un principio Poroshenko intentó algún tipo de acuerdo con Rusia, porque Ucrania también depende de ella, sobre todo en gas natural el cual a su vez provee a Europa, el 85% del gas ruso que allí llega es por Ucrania; y está la deuda por ese concepto con los oligarcas rusos. Pero la dinámica de la guerra civil (que veremos a continuación) lo ha superado completamente.

El ejército ucraniano, dadas las dificultades económicas para solventarlo, es en gran parte sustituido por grupos combatientes de voluntarios, entre los cuales se destacan los grupos pro nazis, de vieja raíz en Ucrania. Han asumido también funciones policiacas de patrullaje y represión interna. El Batallón Azov, financiado por oligarcas, está incluso armado y entrenado por Israel. Cuenta con voluntarios nazis alemanes. El partido Svoboda es otro grupo neo nazi, que se proclama heredero de Stepán Bandera, ultranacionalista ucraniano que en la Segunda Guerra impulsó matanzas de polacos y judíos. Los homenajes ucranianos a Bandera y la gente con uniforme SS han provocado incluso un conflicto con el gobierno polaco del ultraderechista Andrzej Duda, lo que ha quebrado el frente fascista que tenían.

III. Donbass, Crimea, Járkov, Odessa, Lugansk y Donestk

"La revuelta del sudeste no solo es una negación del Maidán sino también su fruto y continuación, igual que Octubre de 1917 fue simultaneamente el fruto y la continuación de la revolución de Febrero y su negación".

La primer reacción al golpe en Kiev vino en Crimea. Hay que ver los hechos tal como ocurrieron antes de hablar de "intervención rusa".

Por supuesto que el gobierno ruso quería defender sus intereses y tampoco podía darle totalmente la espalda a población de habla rusa en el este de Ucrania sin tener problemas en casa, pero hubiese preferido que Crimea quedase en una situación de semi-estado como Transnistria, Osetia del Sur, Abjasia, Chipre del Norte, o "un protectorado de facto de Rusia con una independencia formal". 

Pero las cosas tomaron un curso diferente, y por medio de un referéndum con una participación del 80% y una mayoría del 96% la población decidió la integración a Rusia. Hasta los tártaros votaron por eso.

"Hubo una situación de hecho, los dirigentes de Crimea que vieron aquí una oportunidad única en la crisis ruso-ucraniana, aprovechando la confusión y el caos en Moscú y Kiev, elaboraron su propia agenda. El período previo al referéndum se redujo al mínimo, a fin de evitar que tanto las autoridades de Ucrania como las de Rusia de consiguiesen sus objetivos. Al Kremlin se le presentó 'una oferta que no pudo rechazar'. Crimea ANEXÓ a Rusia. La península se apartó de Ucrania no tanto porque Crimea encontrase que la vida en el marco del Estado ucraniano fuese especialmente mala, sino a causa del colapso progresivo del Estado ucraniano en sí mismo. De manera perfectamente racional, la población de la península razonó que el gobierno ruso, con todas sus deficiencias - que los habitantes de Crimea conocen plenamente- resultaría ser, sin embargo, mejor que el caos y el colapso a los que se veían arrastrados en Ucrania." 

El gobierno ruso debió hacerse cargo de las carreteras abandonadas y del pago de los funcionarios públicos que vieron multiplicados sus sueldos por 3 o por 4 al asimilarse al Estado ruso. La situación pasó a ser irreversible. Los argumentos de "inconstitucionalidad" dados por Kiev son graciosos, de hecho es exactamente al revés. En el proceso de disolución de la URSS Crimea se declaró independiente en 1991 antes que Ucrania, votó su propia Constitución en 1992 y luego aceptó unirse voluntariamente a Ucrania conservando su autonomía, el gobierno ucraniano desconoció luego ese derecho y se impuso arbitrariamente abusando de su fuerza en un complicado contexto internacional. El referéndum de Kosovo de 1991 para declarar su independencia de Serbia es un caso muy parecido, solamente que la alineación internacional de las potencias fue la inversa, mostrando su cinismo. 

Aunque el gobierno de Kiev sigue protestando y amenazando, es poco lo que puede hacer. En mayo de este año se inauguró el puente de 19 km sobre el estrecho de Kerch, uniendo Crimea con Rusia, un proyecto monumental que estaba pendiente desde la Segunda Guerra Mundial, en medio de protestas medievales de la UE y la OTAN. Rusia ya tampoco puede volver atrás. Teóricamente puede haber una guerra por encargo, que hagan la OTAN y el rejunte continental de neo nazis. Pero a como están las cosas para Europa, podría ser la paja que quiebre el lomo del agobiado camello.

Veamos ahora el Donbass, tierra en que predomina los ruso-parlantes, que son tan "pro-rusos" como nosotros pro-españoles. 

Visto lo de Crimea, marzo 2014, varias ciudades del Donbass quisieron sumarse. En Járkov hubo un duro enfrentamiento. En todos lados tuvo la misma forma: exigían la celebración de un referéndum. Y en todos los casos la respuesta del gobierno de Kiev fue la represión violenta. En mayo ocurrieron los sangrientos sucesos de Odessa, en que los manifestantes fueron salvajemente reprimidos, y cuando se refugiaron en la Casa de los Sindicatos le prendieron fuego con la gente adentro matando a los que quisieron salir.

"La violencia espontánea durante enfrentamientos callejeros es una cosa, los actos de venganza permitidos y aprobados por las autoridades y justificados mediante la propaganda, son algo muy diferente. Tales fenómenos son la marca distintiva de un movimiento político totalitario y su ideología. Mientras que un movimiento democrático condena tales excesos y se esfuerza por superarlos, el fascismo los eleva al heroísmo, justificándolos e incluso institucionalizándolos. Eso es lo que vimos en Odessa, el 2 y 3 de mayo". 

Como sea, fueron Lugansk y Donestk, las ciudades capitales de los dos óblasts más orientales de la costa del Mar de Azov, las que lograron alcanzar, por las armas y el voto de la gente, la situación de repúblicas autónomas de facto, la RPD República Popular de Donestk 7/4/2014, la LPR de Lugansk 11/5/2014. Ambas se proclamaron parte de la República Federal de Novorussia, un proyecto. 

La actitud del gobierno ruso fue desalentar el movimiento: "Pedimos a los representantes del sureste de Ucrania, a los partidarios de la federalización del país, que aplacen el referéndum previsto para el 11 de mayo próximo "para crear las condiciones necesarias para el diálogo con Kiev", dijo Putin. Las acciones de los "pro-rusos" fueron a pesar de.

Entre los voluntarios del lado rebelde hay, sí, voluntarios rusos, ex  militares combatientes en varias guerras que sucedieron a la descomposición de la URSS, como en Chechenia y Georgia. Por supuesto que dentro de eso hay de todo, algunos de lo peor. Pero también en este moderno "fuerte cosaco" hay militantes de izquierda forzados a salir de otras regiones de Ucrania, de distintas corrientes, muchos con gran experiencia política.

El 12 de abril comienza la guerra civil. Numéricamente, el ejército de Ucrania, guardia nacional, grupos neo nazis etc serían 60 mil, y las milicias rebeldes y voluntarios extranjeros unos 40 mil. Todas las cifras son inciertas pero podemos hablar de unos 5000 combatientes muertos entre ambos bandos y unos 5 mil civiles más 10 mil heridos. Los desplazados entre dentro de Ucrania y los que emigraron a Rusia, un millón.

"Intentando aplastar la república de Donetsk con la ayuda de sus fuerzas armadas, las autoridades de Kiev se encontraron con la derrota. El ejército, como se esperaba, se ha negado resueltamente a hacer la guerra contra su propio pueblo, y las fuerzas del Sector Derecha y la Guardia Nacional han sido claramente insuficientes para hacer frente incluso a la milicia, por no hablar de la masa de manifestantes". 

Lo que se va dando por la vía de los hechos es un empate, en que los rebeldes quedan encerrados en un bolsón pero a su vez resisten. Los acuerdos de Minsk II (febrero 2015) establecen el cese de fuego y una serie de medidas para un diálogo de paz. Merkey Holande deciden hablar directamente con Putin antes de que Obama aumentas el suministro de "armas letales" a las fuerzas de Kiev (ejercito, guardia nacional y grupos nazis) que había anunciado. El compromiso comprende medidas de cese de fuego, retiro de armas de artillería, liberación de prisioneros, amnistía mutua, etc. Pero también incluye negociación de la autonomía de estas regiones dentro de Ucrania, pero con garantías legales y constitucionales. El gobierno de Kiev no ha cumplido nada de eso excepto no avanzar en los ataques, y eso no es por los acuerdos sino por las armas del otro lado.

Dada su situación política no puede cumplir, pero tampoco puede dejar de cumplir, porque eso fue lo que tuvo que aceptar para obtener el apoyo de Francia y Alemania. Estos países han tolerado la demora de las medidas políticas y las violaciones menores al cese de fuego en tanto éste se mantenga, en lo grueso.

Por el lado de Rusia lo que han habido son acciones (incluyendo las de peor tipo) para controlar por arriba a estos gobiernos autonómicos. El problema es que las cosas a Putin se le han empezado a complicar en casa a partir de la resistencia a la reforma de pensiones.

Esto nos dice Alexander Rybin, historiador y periodista del equipo de Rabkor: 

"Crimea ya es parte de Rusia. El Donbas lo fue, y por los gritos de propaganda en Kiev y Moscú se siente parte de Rusia y cuenta con su apoyo. Y, lo más importante, hay una guerra en Donbas, lenta y de posiciones, pero en cualquier momento Poroshenko puede dar la orden y habrá un desastre sangriento. Y luego Rusia tendrá que hacer algo. Crimea se ha convertido en todo un mito, y ya es imposible que sea devuelta a Ucrania, algo así sería un suicidio político para el régimen ruso actual. Para el Kremlin, la solución más ventajosa al problema de Crimea-Donbass es el 'drenaje' de Donbass a cambio del reconocimiento internacional de Crimea como parte de Rusia. Pero este intercambio no ocurrirá". 

Sin embargo Rybin nos dice en una nota de noviembre pasado, sobre la nefasta acción del presidente de Lugansk, Igor Plotisky, 

"La oportunidad de derrocar a Plotnitsky y evitar la transición de la República Popular de Novorusia al bandidaje se dio en enero de 2015, cuando fue asesinado el comandante de campo de Lugansk, Alexander Bednov. Los populares comandantes de campo, todavía vivos en ese momento, que expresaban las mayores aspiraciones de los habitantes rebeldes de Donetsk y Lugansk, Alexey Mozgovoy y Pavel Dremov, debieron 
mostrar su firmeza: era necesario desplazar a Plotnitsky, y someterlo a juicio. No lo hicieron. Más tarde, ellos mismos fueron asesinados, en la línea del frente. No me hago ilusiones de que alguien pueda derrocar a Plotnitsky Esto no sucederá, porque el Kremlin no lo necesita".

Pero dos días después eso mismo se produce. Plotnitsky es derrocado y huye a Rusia.

En agosto el principal dirigente de Donestk es asesinado en un atentado. 

IV. Donestk, ¿es diferente?

Transcribo fragmentos de lo que tomo de Rabkor: 

"Desde 2017 existe en Donetsk una comunidad de izquierda, la mayoría de sus participantes son ex miembros del PC de Ucrania y la organización Borotba (Unión de Lucha). Muchos de ellos no son nacidos de Donetsk, han venido a allí desde otros asentamientos de Ucrania y están construyendo sus vidas en esta ciudad debido a todas las conocidas circunstancias trágicas. Uno de esos izquierdistas es Denis Levin, un activista de Borotba y del Nuevo Movimiento Comunista: 
"Mi nombre es Denis Levin, soy de Kiev. Viví la mayor parte de mi vida en Kiev o cerca de Kiev. Mi abuelo y mi abuela vienen de cerca de Debaltsevo (Donbass). Mi abuelo, un minero; mi abuela, una maestra de una escuela rural en la aldea minera. Así que de alguna manera volví a mi tierra natal. En Donetsk me dedico a actividades educativas con mis camaradas, dirijo un club antifascista y un club de estudios locales. Intento establecer estas bases para de esta forma encontrar una conexión con los jóvenes en el marco de la cosmovisión socialista. Continúo estando en la asociación ucraniana "Borotba", soy miembro del "Nuevo Movimiento Comunista". Mi abuelo minero ira un hombre de la región industrial de Donbass y nos hablaba del pasado soviético. Vi cómo se destruían la agricultura y las empresas. Me convertí no solo en un patriota soviético, sino en un comunista. Desde 1995, desde los 10 años leí el periódico Kommunist, A la edad de 16 años, me uní al Partido Comunista en la Komsomol (Juventid Comunsta), mientras aún estudiaba en la escuela vocacional. Me uní a la célula de Andrei Manchuk en el distrito de Jarkov de Kiev. Manchuk y sus camaradas pertenecen a una escuela filosófica marxista, La Unión de Trabajadores de Ucrania fue una organización fuerte, me uní a ella casi al mismo tiempo en que lo hice a la Juventud Comunista del Partido Comunista de Ucrania. Nos encontramos con mineros que venían de Donbass para exigir el pago de los salarios. De hecho, la "Unión" era el ala izquierda del PC de Ucrania. Estaba comprometida con la clase trabajadora. Todo el conglomerado radical se concentró allí. Mi participación fue mi período temprano de activismo. Comencé a escribir artículos y a distribuir el periódico "La Clase Trabajadora". El colapso de la Unión tuvo lugar en 2004. Con la Organización de marxistas (OM), en 2005, comenzaron los preparativos para la creación de un nuevo partido de izquierda. La formación posterior de Borotba fue la conclusión lógica de estos procesos. Al principio había estalinistas y trotskistas en OM, que era un intento de unir a todos los izquierdistas. En OM hemos estado muy comprometidos con el replanteamiento del pasado soviético. Publicamos una revista teórica 'Contra la corriente', analizó las actuales tendencias mundiales en ese momento, y la experiencia de la Unión Soviética. Mis conclusiones, a las que llegué en ese momento, se han mantenido sin cambios hasta el día de hoy: la actividad política y educativa debe hacerse al mismo tiempo. Debe haber contacto con la clase trabajadora". 

Es un fragmento apenas de la larga entrevista, de las muchas de militantes de la izquierda marxista revolucionaria que están combatiendo en Donetsk.

V. ¿Y ahora qué?

  "Ucrania volverá a estar unida solamente si las fuerzas insurgentes del este plantan su bandera en Kiev".

Tengo la bola empañada y no puedo decir qué va a pasar. No necesariamente será lo que deseamos que pase. 

Pero hemos visto que la ley de Murphy funciona para los dos lados, también a ellos las cosas que pueden salir mal, salen mal. Y les están saliendo bien mal.

La revolución obrera por la base también se ha venido agotando, producto de muchos factores muy difíciles de revertir, algunos estructurales que sólo podrían evolucionar a largo plazo con suerte y viento a favor, y otros políticos y coyunturales que han bloqueado su desarrollo. Es en estos últimos donde se ubica la incertidumbre de ellos y la esperanza de nosotros. Es como una carrera por quién pierde primero.

Pero algo hemos visto, la RPD y la LPR han sufrido todo tipo de problemas y contradicciones, se han degradado inevitablemente, han retrocedido. Pero no se han rendido, y no parece ser que se vayan a rendir. Como sea, aguantarán.

¿Aguantará Kiev? En algún momento en agotamiento obligará a un duro ajuste, esto llevará al resurgir de la protesta social, y el fascismo reprimirá salvajemente a la gente. En algún momento el soporte de la Unión Europea será como el muerto que viene a ayudar al degollado. En algún momento la memoria y el orgullo de la gente que vivió un país diferente, estallará. Y con un germen, todo lo enquistado que sea, de revolución obrera en el Este...

Tal vez, y no decimos nada más que tal vez, esto sea "siéntate en la puerta de tu casa..."


Notas de Boris Kagarlitsky, de Rabkor.ru, y notas y noticias de otras fuentes

Boris Kagarlitsky: Ucrania. Las cenizas de odessa

Boris Kagarlitsky: La lógica de una revuelta

Boris Kagarlitsky: Crimea anexa a Rusia

Gobierno ucraniano, de crímenes de guerra a reformas antisociales 

De Kiev a Donetsk. Entrevista

Ucrania, tomar Donbas con ayuda de la OTAN

Neonazis alemanes en Ucrania

Conflictos inter-fascistas: Las guerras de la historia tensan

Ucrania al borde del cese de pagos

Muere líder rebelde de Donetsk en atentado

Qué debes recordar sobre Crimea

Quedarse en Donetsk. Entrevista

Novorrusia, la nueva entidad

Putin rehen del Donbass y Crimea

No "all quiet" en Lugansk

Se proclama la creación de la República Popular de Donetsk

Acuerdo de Minsk II

Ucrania (Wikipedia)

Rusia pide aplazar referéndum separatistas

Catehrine Samary: Una guerra sin nombre y preguntas sin respuestas claras 

-- 


      fernando moyano
 
                            

 

Navigare necesse -  F. Moyano 

        n° 504

26/10/2018

Frida Khalo